Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de abril 23, 2016

The Great Ruler, Capitulo 26.

Cazador Veterano 


“Las personas de la Rama Oeste seguro son molestas”

Dentro del bosque lleno de sombras, Tang Qian’Er tenía una molesta expresión en su rostro. Estas personas se mantenían trayendo problemas a Mu Chen, incluso una figura de barro estaría molesta dentro de su corazón.

“Sólo un individuo mediocre no estaría afectado por los celos.” Mu Chen rio entre dientes y dijo: “No obstante, ese Liu Mubai parece estar bastante celoso de mí. No creo haber interactuado con él mucho.”

“¿Liu Mubai?” Tang Qian’Er frunció el ceño y dijo:”¿Él quiere luchar contigo?”

“O ¿por qué piensas que Liu Yang, un recién llegado que recientemente ascendió a la Clase Cielo, traería a Chen Tong? Esto fue probablemente incitado por Liu Mubai. Ese chico…él es bastante parecido a los locos individuos en la Ruta Espiritual, pero a él sólo le faltan los logros.” Mu Chen dijo en voz baja.

“Ese chico es también realmente molesto.” La cara de Tang Qian’Er se volvió un poco fría, pero ella inmediatamente se pre…

Chaotic Sword God, Capítulo 137

Luchando contra un Gran Maestro Santo
Al ver que Jian Chen ya no estaba corriendo y fue hacia él, incluso voluntariamente, Tianxiong Lie no pudo evitar dar una sonrisa de aspecto feroz mientras rugió, "Sí, vamos. Voy a desmembrar su cuerpo en miles de pedazos, no, morir sería demasiado ligero. Sin duda haré que usted viva en un infierno hasta el punto en que prefiera morir." Al decir esto, una gran hacha de repente apareció en la mano de Tianxiong Lie. Esta hacha era extremadamente grande, más del doble de alto y robusto del tamaño del cuerpo de Tianxiong Lie. Toda el hacha tenía el color y el brillo de un amarillo tierra, y su borde afilado brilló con una luz fría amenazante.

La Espada Viento Ligero en la mano de Jian Chen recortó a través del aire, haciendo un débil sonido cortante de aire, mientras fue empujado hacia Tianxiong Lie.

"¡Heh!" Tianxiong Lie dejó escapar un grito explosivo, y el hacha en la mano de repente brilló con un resplandor amarillo. A contin…