Ir al contenido principal

Mondaiji-tachi Ga Isekai Kara Kuru Soudesu Yo, Volumen 5

Sinopsis:


Los generales  han llegado!

Es el comienzo oficial del Juego [Swimsuit] !

Tras el inicio oficial del [Underwood Harvest Festival], Asuka y You participan en el evento de caza mientras Izayoi se va a pasear por los terrenos de Matsuri. Jin está pendiente de la creación de la bandera de los[sin nombre]. Shiroyasha normaliso su Divinidad, pero aun asi, no pudo mantener su posición en los más fuertes [Floor Master] . Trayendo consigo a Kuro Usagi, que se había ido a hacer una visita al señor demonio ...... Y, todo el mundo, lo siento por la espera!
"El uso de trajes de baño es una tarea que debía llevar a cabo!" [por Shiroyasha] ---
Las cortinas del  Evento Principal [Jinetes de Hippocamp] esta por comenzar!

Click en la imagen para descargar


__________________________________________________________________________

Traducido por: LN Proyects

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Overlord Volumen 12

El Emperador Demonio Jaldabaoth
Parte 1
El Reino Santo era una nación que ocupaba la península al suroeste del Reino de Re-Estize.

Era un país altamente religioso, dirigido por una Santa Reina que podía usar la magia divina y que estaba estrechamente afiliada a las iglesias. Dicho esto, no estaban tan orientados a la religión como la Teocracia  Slaine.

Overlord, Volumen 12, Capitulo 3, Parte 3

Aún así, eso me hizo pensar. ¿De dónde había aprendido el Rey Hechicero tales tácticas?

Un ser con la piel dura de un demihumano no llevaría armadura encima. Con garras afiladas, uno no necesitaría espadas. Los humanos llevaban armadura y portaban espadas por sus frágiles cuerpos.

Si no hubiera necesidad de confiar en el ingenio, entonces las tácticas serían naturalmente innecesarias también. ¿Por qué conocía el rey hechicero, un ser abrumadoramente poderoso las tácticas de asedio?

Overlord, Volumen 12, Capitulo 3, FINAL

Parte 4

Tanto la recuperación de la ciudad como la liberación de sus ciudadanos eran algo triviales ante el poder del Rey Hechicero.

Los paladines y reclutas atacantes estaban virtualmente ilesos y aunque algunos de los residentes encarcelados perdieron la vida en el caos, fue una cantidad sorprendentemente pequeña.