Ir al contenido principal

Chaotic Sword God – Capítulo 217

Traducción al español: Jorc.
Corrección: Valvrave.

Capítulo 217: La destrucción del Clan Zhou

El pie de Jian Chen pisoteó el suelo y salió disparado dos metros hacia un lado con una velocidad tremenda; esquivando los golpes de los hombres que lo esperaban.

Aquella docena de hombres eran rápidos por derecho propio. Después de fallar, sus manos no se detuvieron e inmediatamente persiguieron a Jian Chen. La lanza de Zhou Yun provocó una gran cantidad de Fuerza Santa que la convirtió en una lanza blanca como un relámpago que volaba hacia el corazón de Jian Chen. Fue un ataque en el que Zhou Yun había puesto toda su fuerza.
“¡Hmph!”
La boca de Jian Chen se curvó en una mueca de desprecio. Aunque la docena de hombres parecía incomparablemente feroz, para Jian Chen no era más que una pequeña cantidad de presión que ni siquiera haría que los tomara en serio.
Su mano se estremeció abruptamente mientras la Espada Viento Ligero apuñalaba hacia delante con una gran cantidad de Qi Espada afilando la espada. En una fracción de segundo, la Espada Viento Ligero había arremetido diez veces y golpeado contra las Armas Santas que aún se le acercaban.
A pesar de que la Espada Viento Ligero parecía como un palo en comparación con la docena de Armas Santas, la espada pequeña que pertenecía a Jian Chen contenía una cantidad extremadamente grande de poder con la que los miembros del Clan Zhou no se podían comparar. Tan pronto como las armas hicieron contacto entre ellas, las Armas Santas de los miembros del Clan Zhou fueron forzadas a alejarse.
El rostro de los miembros del Clan Zhou de repente se aflojó mientras miraban la Espada Viento Ligero con sorpresa. No habían pensada que semejante espada pequeña sería capaz de contener tanto poder. En el momento en el que ambos lados hicieron contacto, sus Armas Santas transmitieron la fuerza suficiente del ataque para que sus brazos se paralizaran momentáneamente.
Cuando los hombres aún estaban en estado de shock, un brillo blanco rodeó la Espada Viento Ligero mientras volaba a una velocidad increíblemente rápida antes de atravesar los cuellos de los miembros del Clan Zhou sin que pudieran reaccionar.
La docena de miembros del Clan Zhou se pusieron rígidos de inmediato cuando sus cuellos de repente rociaron sangre de sus heridas. La cantidad de sangre que salía de sus cuellos se había convertido en una fuente que quitaba la vida de sus cuerpos.
En el grupo, aparte del Gran Maestro Santo Zhou Yun que había escapado por poco de la muerte, la otra docena de hombres tenían sus gargantas cortadas por la Espada Viento Ligero de Jian Chen.
Un solo golpe había asesinado a una docena de hombres. Jian Chen no detuvo allí; con otro parpadeo de su cuerpo, inmediatamente saltó hacia Zhou Yun para atacarlo.
Viendo a Jian Chen correr hacia él, Zhou Yun de inmediato se puso pálido por el miedo. Después de intercambiar golpes con Jian Chen una vez, ya había entendido que no era un oponente con el que pudiera luchar y sería incapaz de sobrevivir contra él mucho tiempo.
Zhou Yun en solitario, simplemente no era partido para Jian Chen, por lo que inmediatamente salió disparado hacia atrás en un intento de retirarse.
“¡Mocoso, yo, Zhou Butong, definitivamente me aseguraré de que no salgas vivo de aquí!”
Otro grito resonó hacia Jian Chen mientras el furioso Zhou Butong volaba inmediatamente desde un lado para proteger la huida de Zhou Yun.
En ese momento, los ojos de Zhou Butong estaban de un rojo intenso por la ira. La previa docena de miembros del Clan Zhou que habían muerto eran miembros importantes del Clan Zhou y formaban su columna vertebral. Para el Clan Zhou, eran los que soportaban al clan y cada uno tenía la fuerza de al menos un Maestro Santo. Cada uno de ellos tenía una mente llena de negocios y controlaban prácticamente todos los asuntos financieros del Clan Zhou. Ahora que los pilares del Clan Zhou habían sido asesinados, era una pérdida desastrosa para el Clan Zhou.
Jian Chen resopló.
“Tu Clan Zhou tenía la oportunidad de no involucrarse, pero insististe tanto en ser parte de esto. El Clan Zhou ahora ya no existe, aunque quieras matarme, simplemente no tienes la oportunidad ahora.”
Con eso, Jian Chen no esperó un segundo más e inmediatamente lanzó la Espada Viento Ligero para atacar a Zhou Butong.
En ese momento, un grupo de hombre armados fuertemente irrumpió repentinamente en el patio del Clan Zhou. Ese grupo de gente solo tenía alrededor de veinte personas. Cada miembro parecía ser disciplinado como si hubieran nacido para servir al ejército. Incluso cuando se apresuraban hacia Jian Chen, cada paso que dieron había sido al unísono.
“¡Líder del Clan, el Escuadrón del Rey Tigre ha llegado!”
Un hombre de mediana edad le gritó a Zhou Butong desde la parte trasera del grupo.
Oyendo eso, los ojos de Zhou Butong se asombraron mientras apuñalaba ferozmente a Jian Chen una vez más con su gran espada antes de mirar al grupo de veinte,
“¡Escuadrón del Rey Tigre, oídme! ¡Quiero que matéis a este mocoso inmediatamente!”
El Escuadrón del Rey Tigre era el resultado de treinta años de entrenamiento y de gastos del Clan Zhou. De un total de trescientas personas, cada uno de ellos se vio envuelto en una serie de pruebas de combate cercano hasta que solo quedaron veinte hombres. Esos veinte hombres eran el Escuadrón del Rey Tigre y tenían la mayor fuerza del Clan Zhou.
“¡Sí!”
Los veinte miembros del Escuadrón del Rey Tigre inmediatamente gritaron en respuesta y cargaron hacia Jian Chen con sus Armas Santas a una velocidad deslumbrante.
Sintiendo la gran cantidad de Qi radiando del Escuadrón del Rey Tigre, Jian Chen sintió un poco de asombro en su corazón. Todos y cada uno de esos veinte miembros eran por lo menos tan fuertes como un Maestro Santo.
“Esta debe de ser la carta de triunfo del Clan Zhou.”
Jian Chen pensó para sí mismo. Justo cuando pensó en eso, el Escuadrón del Rey Tigre ya estaba a menos de cien metros de distancia de Jian Chen con sus Armas Santas extendidas. Al mismo tiempo, Zhou Butong y Zhou Yun, ambos, volaron para atacar a Jian Chen simultáneamente.
Jian Chen retrocedió unos pasos para evitar el ataque de Zhou Butong y Zhou Yun. La Espada Viento Ligero desapareció en una mancha plateada mientras se deslizaba entre las Armas Santas del Escuadrón del Rey Tigre y voló hacia las gargantas de algunos de sus miembros.
Siguiendo el rastro de la Espada Viento Ligero, voló hacia el Escuadrón del Rey Tigre como una mancha plateada y se deslizó a través de sus gargantas, quitando sus vidas.
En un instante, los veinte hombres del Escuadrón del Rey Tigre habían sido completamente aniquilados por Jian Chen.
Viendo como había asesinado tan rápidamente al Escuadro del Rey Tigre, Zhou Butong empezó a temblar furiosamente mientras su ira creció a un nivel sin precedentes. El Escuadrón del Rey Tigre era un tesoro especialmente precioso para él y era la fuerza de élite en la que había invertido incontables horas de entrenamiento.
Mientras Zhou Butong continuaba pensado sobre este nuevo desarrollo, la Espada Viento Ligero de Jian Chen emitió un resplandor brillante de luz que chirriaba mientras apuñalaba a través de su garganta.
Zhou Butong levantó del inmediato su espada para bloquear el ataque de la Espada Viento Ligero, pero cuando las dos hicieron contacto, la fuerza de la Espada Viento Ligero causó que retrocediera unos pasos.
Jian Chen no le dio a Zhou Butong tiempo para relajarse e inmediatamente se acercó a él. Su espada se movió inexplicablemente rápida cuando atacaba una vez más.
Después de eso, el tercer y cuarto ataque habían golpeado simultáneamente con una velocidad que rivalizaba con los dos primeros ataques.
El quinto ataque…
La Espada Viento Ligero desapareció en una mancha de luz mientras el rastro ilusorio de la hoja se superponía con el cuerpo real. Este ataque era increíblemente rápido, sin darle ningún tiempo para reaccionar a Zhou Butong.
“¡Pch!”

Los ojos de Zhou Butong solo pudieron ensancharse cuando la Espada Viento Ligero superó su capacidad de reacción y apuñalo a través de su garganta.

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Overlord Volumen 12

El Emperador Demonio Jaldabaoth
Parte 1
El Reino Santo era una nación que ocupaba la península al suroeste del Reino de Re-Estize.

Era un país altamente religioso, dirigido por una Santa Reina que podía usar la magia divina y que estaba estrechamente afiliada a las iglesias. Dicho esto, no estaban tan orientados a la religión como la Teocracia  Slaine.

Overlord, Volumen 12, Capitulo 3, FINAL

Parte 4

Tanto la recuperación de la ciudad como la liberación de sus ciudadanos eran algo triviales ante el poder del Rey Hechicero.

Los paladines y reclutas atacantes estaban virtualmente ilesos y aunque algunos de los residentes encarcelados perdieron la vida en el caos, fue una cantidad sorprendentemente pequeña.

Youjo Senki, Novela Ligera, Volumen X

Sigue a Tanya Degurechaffen en su camino por reestablecer la gloria del imperio, que tras multiples batallas ahora es una sombra de lo que fue.

No hace falta haber leído los anteriores volúmenes de Youjo senki, ya que esta es un After War. Solo deben haberse visto el anime, manga o tener un poco de interés por la segunda guerra mundial.

NOTA: Antes de seguir leyendo, recomiendo que refresquen su memoria mirando la entrada de "Personajes", asi podran relacionar bien los nombres cuando se mencionen.