Ir al contenido principal

IRAS
Capítulo 0: ¡Quiero ser una estrella!




¡Quiero ser una estrella!

Zhang Ye sentía que su vida era maravillosa.

El mes pasado, celebró su 32º concierto en solitario.

Hace apenas unos días, fue invitado a cenar por el Secretario General de las Naciones Unidas.

Ayer, fue invitado a ser el protagonista masculino de la superproducción cinematográfica de

Hollywood, “Railway Guerillas”.

Como excelente artista, Zhang Ye tenía sentimientos encontrados. ¿Tenía algún remordimiento en la vida? No, su vida era perfecta. Si iba a mencionar un defecto en su vida, uh, probablemente sería su mal hábito de presumir que nunca había logrado deshacerse de él.

Lo que se mencionó anteriormente era una tontería.

Zhang Ye era, de hecho, recién graduado. Era una persona muy común en este mundo. Su sueño era convertirse en una celebridad. Ya sea un anfitrión, un cantante o un autor, sólo quería hacerse famoso. Su objetivo era bastante alto. No sólo quería ser una estrella, también quería convertirse en la superestrella del mundo. Esta era su meta de vida. Nunca había renunciado a ese pensamiento. Mañana, tuvo una entrevista en una estación de radio. Aún le faltaba confianza, inseguro si lo lograría o no.

Tal vez fue porque durmió tarde anoche, pero esta noche tuvo un sueño en el que unas pocas líneas de palabras pasaron por su mente.

[Instalando Juego …]

[Autenticando a un jugador …]

[El juego está instalado. Usted es el único jugador del juego. Este es un juego que ayudará al jugador a realizar sus sueños. Han comprobado los sueños y metas del jugador. Juego completado. El final de la línea de juego terminó-ayuda al jugador a convertirse en la superestrella más grande del mundo. ]

[Dificultad del juego: Máximo. ]

[ Por favor espera. Selección aleatoria de paquete de incentivos de nuevo jugador. ]

[Recompensa recibida ‘Cambio aleatorio del fondo existente del mundo.’ ]

[Cuenta atrás, 5 … 4 … 3 … 2 … 1 …… Comienza el juego!]

Traductor : Zombie

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Overlord, Volumen 13, Epilogo

Después de la victoria del Rey Hechicero, las cosas se resolvieron de manera muy sencilla. Los demihumanos ya habían perdido la voluntad de luchar, así que todo lo que quedaba era eliminarlos. Prácticamente no hubo bajas del Reino Santo, pero el suelo estaba lleno de cadáveres demihumanos.

Overlord, Volumen 13, Capitulo 7, Final

Cuando uno se ponía a pensar, la premisa de su victoria era errónea desde el principio. O mejor dicho, la misma batalla había sido una pérdida de tiempo.

Todo lo que podían hacer ahora era terminar con el menor número de bajas posible y huir a un lugar seguro. Sin embargo, eso no era lo correcto.

Overlord, volumen 12, capítulo 1 Parte 1

El Emperador Demonio Jaldabaoth
Parte 1
El Reino Santo era una nación que ocupaba la península al suroeste del Reino de Re-Estize.

Era un país altamente religioso, dirigido por una Reina Santa que podía usar la magia divina y que estaba íntimamente ligada a las iglesias. Dicho esto, no eran tan religiosos como la Teocracia Slaine.