Ir al contenido principal

Tate no Yuusha no Nariagari Novela Web

Volúmenes Recopilatorios: 10/10 (Terminada) + una historia extra.
Autor: Aneko Yusagi.
Ilustrador: Minami Seira.
Genero: Comedia, Fantasía, Aventura, Acción, Drama, Isekai.
Traducido por: Ferindrad.

Sinopsis:
Iwatani Naofumi fue convocado a un mundo paralelo junto con otras 3 personas para convertirse en los héroes del mundo. Cada uno de los héroes poseía respectivamente su propia arma legendaria cuando se les invoco. Naofumi casualmente recibió el Escudo Legendario como su arma. Debido a la falta de carisma y experiencia de Naofumi, terminó con un solo compañero de equipo, mientras que los otros tenían varios.Por desgracia, en su tercer día Naofumi fue traicionado, acusado falsamente, y robado por su propio compañero de equipo. Rechazado por todos, desde el rey hasta los campesinos, los pensamientos de Naofumi se llenaron con nada más que venganza y odio. Por lo tanto, su destino en un mundo paralelo comienza… 

Nota:
Lo siguiente se repetirá varias veces en los recoplitarios pero esta es la web novel, por lo tanto las imágenes provienen de la novela ligera, por la misma razón evite desde el principio colocar imágenes a color para luego cuando la novela ligera diverge de la novela web no hubiese un cambio brusco, así mismo las ilustraciones usadas son fieles a la novela web. Sin mas disfruten.
 LINK: PDF
  LINK: PDF

  LINK: PDF

  LINK: PDF

  LINK: PDF

  LINK: PDF

  LINK: PDF

  LINK: PDF

  LINK: PDF

  LINK: PDF

 LINK: PDF

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Overlord, Volumen 13, Palabras Finales

Gracias por su arduo esfuerzo, queridos lectores que han hecho todo el camino hasta aquí. La mano con la que sostuvieron el libro debe estar cansada, ¿verdad?

Overlord, Volumen 13, Hojas de personaje

Neia Baraja
Fanática de ojos feroces
Vocación: Escudera del Ejército de Liberación del Reino Santo
Residencia: Casa familiar en Hoburns.

Overlord, Volumen 13, Epilogo

Después de la victoria del Rey Hechicero, las cosas se resolvieron de manera muy sencilla. Los demihumanos ya habían perdido la voluntad de luchar, así que todo lo que quedaba era eliminarlos. Prácticamente no hubo bajas del Reino Santo, pero el suelo estaba lleno de cadáveres demihumanos.