Ir al contenido principal

kono subarashii sekai ni shukufuku wo! Volumen 11 Capitulo 1, Parte1



Parte 1


Era como si un terremoto hubiera golpeado a la nación militante Belzerg ese día.
La princesa de esta nación que bordeaba el territorio del rey demonio regresó a casa con el título de Cazador de Dragones.

He sido guardaespaldas de Iris durante la excursión a la vecina nación Elroad, estuvimos involucrados en una variedad de eventos.

Todo comenzó con nuestra solicitud de fondos para resistir al ejército del rey demonio, que se desarrolló en una serie de apuestas con el príncipe, y terminó con la subyugación del dragón.

Al final, descubrimos que el primer ministro de Elroad era en realidad un Doppelgänger que se había infiltrado en sus filas, y había salvado a la nación de una crisis inminente.

Aunque todo lo que hice fue jugar con el príncipe usando juegos fraudulentos... Bueno, estrictamente por los resultados, uno podría decir que he hecho mucho.

El mayor problema, el compromiso de Iris, también fue resuelto.

Supongo que este sería el momento de decir y todos vivieron felices para siempre, pero...

“Bien hecho Kazuma-dono, ¡realmente te he entendido mal! ¡Lo que has logrado esta vez fue mucho más allá de mis expectativas!”

Después de regresar al castillo con Iris, fuimos enviados a la sala de audiencias donde informamos los resultados de este viaje. Después de eso, fui recibido por la dama de blanco, Claire, cuyos ojos brillaban de emoción.

En un raro momento de comprensión, todos los demás esperaron pacientemente detrás de mí.

“No, todo esto se debió al duro trabajo de Iris. Sólo hice algunas cosas para ayudarla.”

“Tanta humildad... Para ser honesta, no me habría importado si los fondos estuvieran completamente cortados mientras el compromiso de Iris-sama fuera cancelado. Con eso en mente, para que usted consiga continuar la financiación mientras que también anula el contrato, así como ¡salvar a Elroad de una situación desesperada para conseguir que nos deban un favor es...!”

Se movió tanto que su voz se hizo aguda, ella siguió hablando desde su corazón.

“¡Claire! ¿Cuál es más importante, mi compromiso o la financiación de la nación? Si no pudiéramos conseguir estos fondos, entonces no podríamos luchar contra el ejército del rey demonio, ¿sabes?”

“Por supuesto, la cuestión de tu compromiso es más importante, Iris-sama. Mientras estés a salvo, el ejército del rey demonio puede hacer lo que sea: ¡OWOWOW! Iris-sama, ¿te has vuelto más violenta desde que volviste?”

Iris se había abalanzado, sosteniendo a Claire, quien se retorcía de dolor, con un agarre de hierro. Mientras Claire seguía luchando, nos dijo a los cuatro.

“De cualquier manera, es un trabajo bien hecho. Puedes tener todo lo que quieras por tus recompensas, solo apúntalo.”

Claire, que nos habló con toda seriedad, siguió constreñida por el agarre. Su cara parecía enrojecerse en el segundo, pero se podía sentir un poco de felicidad en su expresión.

Bueno, ¿qué pasa con la recompensa?

Ahora que lo pienso, está completamenta enamorada de Iris, por lo que podría ser llamada una camarada de ideas afines.

“¿No hemos decidido ya sobre la recompensa?”

Claire pareció tener un momento de comprensión al decir eso. Parece que se acordó de nuestro acuerdo antes de irme.

Como recompensa por anular el compromiso entre Iris y el príncipe, Claire me contaría todo sobre la infancia de Iris.

Era sólo un pequeño acuerdo, pero ...

“Ahora que lo pienso, ese es el caso Kazuma-dono... Entonces déjeme invitarlos a todos a un banquete para encomiar sus esfuerzos. Te daré tu recompensa entonces, Kazuma-dono.”

Claire parece haber entendido mi intención.

“No voy a dejarte dormir esta noche, ¿de acuerdo?”

“¿¡Eh…!?” x3

Como todo el mundo aparte de Aqua y yo reaccionaron con un grito de sorpresa, me sonreí a mí mismo.


“¿Qué pasa con esta chica, ella no puede beber en absoluto?”

El banquete había comenzado sólo unos diez minutos.

A pesar de eso, Claire ya estaba tambaleándose después de beber media taza de alcohol.

El lugar del banquete parecía que sería del agrado de los japoneses que habían venido de otro mundo. 
Aunque todavía estaba un poco fuera, el suelo estaba hecho de tatami como-alfombras, y estaba decorado de una manera que daría la impresión de una habitación japonesa.

“Uuuh, Kazuma-dono, m-, mis disculpas ...”

Claire, que había sido rápidamente derribada por el alcohol, se acercó a mí y murmuró sus disculpas con el rostro enrojecido.

A pesar de que puede ser una pervertida que ama a las niñas, definitivamente parecía una noble dama.
Para ser honesto, tener a una mujer presionando su parte superior del cuerpo contra usted mientras estas sentado con las piernas cruzadas no era una mala sensación en absoluto.

Si tuviera que describirlo, sería como tener una bonito onee-san dormida en el hombro en el tren.

“¿Desde cuándo Onii-sama y Claire se llevan tan bien?”

Con una taza de jugo en la mano, Iris se acercó a  nosotros dos con un toque de irritación en ella.

“Oh, ¿qué es Iris? ¿Estás celosa? Está bien, las que dicen onii-chan son hermosas y las tetonas onee-sans tambien. Asi que…”

“.........”

Huh, supongo que la apariencia de Claire sería más o menos mi tipo entonces ...

Bajo la mirada muda de Iris, me quedé en silencio.

En poco tiempo, Iris empujó para sentarse entre Claire y yo, y dejar que Claire se quedara dormida en su regazo.

Claire probablemente ahora se arrepentirá de estar borracha.

Iris acarició el cabello de Claire y, sin levantar la cabeza, dijo:

“Onii-sama, ¿qué piensas hacer después de este banquete? ¿Vas a volver a Axel tan pronto?”

Aunque parecía que ella estaba murmurando a sí misma, parecía que quería confirmar mis planes para el futuro.

“Hmm, ahora que lo mencionas... Recientemente, no he estado haciendo nada mas que subyugar dioses malvados y ser su guardaespaldas. Así que creo que ya es hora de tomar un buen y merecido largo descanso.”

¿Ya es hora? Por lo general, sería más correcto decir que es hora de ir a la aventura...

“Si quieres descansar, ¿no puedes hacerlo aquí? Hay un montón de habitaciones vacías, y tampoco tienes prisa por irte a casa, ¿no?”

Iris siguió apartándose de mí y miró a Claire, que descansaba en su regazo. A diferencia de su habitual yo, Iris era directa con lo que ella quería esta vez.

En el pasado ella se escondía detrás de Claire y siempre hablaba a través de su acompañante, dando una impresión muy madura a pesar de ser una niña.

No estoy seguro si es debido a la influencia de alguien, pero ahora, ocasionalmente actuaría de acuerdo a su edad.

Eso no quiere decir que no me gusta la Iris que actuó retirada y era consciente de su entorno, pero personalmente, me gusta mucho mas su forma natural de ser.

“Bueno, si dices eso, supongo que no me dolerá quedarme aquí un poco más.”

De vuelta cuando me infiltré en el castillo como un ladrón, había luchado contra muchos de los soldados estacionados aquí.

Aunque mi rostro estaba oculto y mi voz cambiada, existía el riesgo de que mi físico y hábitos revelaran mi identidad.

“Me alegro de que Iris me anhele tanto, pero esta es una decisión peligrosa para hacer...”

“Si es posible…”

Como que yo estaba perdido en mis pensamientos...

Iris, con la cabeza todavía baja, habló con una solitaria voz suave.

“Si es posible, me gustaría vivir con todo el mundo...”

Así, decidimos vivir en el castillo.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Overlord Volumen 12

Prólogo La sala del trono en Nazarick se encontraba perfectamente iluminada por las luces mágicas de los candelabros, mientras la enorme figura de Cocytus ante él, entregaba su informe.

Ainz Ooal Gown había reunido a la mayoría de los guardianes del piso, así como a Sebas por dos razones. Una era escuchar y evaluar su progreso. Y el otro…

"Los Lizardmen ... están muy ... agradecidos .... por ... los regalos ... concedidos ... por Ainz-sama. - terminó su informe Cocytus.

Overlord, Volumen 0, Capitulo 10

Capítulo 10: Los Dioses se reúnen
Ella había salido, para pedir a todos los dioses que volvieran a la Gran Tumba, por orden de su Maestro.

Ella, pálida y hermosa, vestida con los dones de lo divino, fue enviada a cumplir su voluntad.

Primero, a las ruinas de Villa Carne, donde la ira de un dios de los planos exteriores había aniquilado a los indignos. Allí, Bukubukukuchagama la Impecable trabajó para crear algo dentro del cráter ardiente, dando a luz cosas con nada más que su dulce y poderosa voz.

Overlord, Volumen 0, Capitulo 9

Capítulo 9: Las consecuencias de sus actos

Tick, tock. Tick, tock.

El hombre ociosamente pulgó el reloj plateado en su mano. Mientras lo hacía, sus ojos miraban hacia el horizonte, hacia el sol que debería aparecer allí pronto.