Ir al contenido principal

Zero no Shalltear, Capitulo 5



Los sueños de Louise nunca se habían sentido tan reales. A diferencia de cualquier otro sueño que pudo haber tenido, esta vez ella era consciente de lo que hacía. Nada malo había pasado aún en este mundo alternativo, pero ante el peligro inminente de que todo se convirtiera en una pesadilla, Louise no pudo evitar estremecerse de miedo.

«¿Cuánto tiempo he estado soñando?». Se preguntó la confundida chica de cabello rosado.

Louise no lo sabía. El tiempo en este sueño era extraño. Todo sucedía tan rápido, pero cuando algo llamaba su atención, el tiempo parecía ralentizarse para que ella pudiera captarlo mejor.

 Aunque por mucho que el tiempo fuera su aliado, Louise no sabía qué pensar. Mundos alternos donde las luchas y la muerte eran el pan de cada día. Seres misteriosos y heteromorfos de aspecto excesivamente diferente al de los humanos. Ellos peleaban por su hogar. En contra de humanos que eran los malos en esta historia.

Louise se sorprendió por eso. Ella sabía de la existencia de otras razas humanoides en su mundo. Pero el sentido común y su educación siempre le advirtieron de odiarlos y temerles. Porque ellos eran el mal de su mundo. El mal que los humanos debían erradicar para salvarlo.

«¿Pero y si solamente se estaban defendiendo? ¿qué pasa si nada más querían defender sus tierras, sus casas, sus familias? ¿aun sería justo que los humanos invadamos sus territorios en nombre de Brimir? ¿Realmente somos los buenos?  ¿existe un lado bueno para empezar?»

Louise no lo sabía. A pesar de que estas dudas comenzaron a surgir dentro de su corazón, ella seguía siendo humana. No podía comprender el punto de vista del lado contrario porque nunca había visto a otro ser que no fuera humano, o al menos nunca hasta que llegó su familiar. Ella definitivamente no era humana. ¿Ella era el mal entonces? ¿Su deber patriótico y religioso era reportar a su familiar?  y si sus padres, la reina o el papa mismo le exigieran eliminarla, ¿Louise se negaría?

Eso era algo muy difícil de contestar. Louise quería decir que No con todo su ser, que no le importaba que su familiar sea un poco peligrosa, ella la controlaría. Ella le enseñaría a ser buena. Pero luego estaban todos los valores y enseñanzas de toda su vida. El sentido común que le decía que su familiar era muy peligrosa y que ella misma no podía hacer nada para detenerla.

Si la iglesia declarara como monstruo o abominación a su familiar, ¿ella sería capaz de deshacerse de Shalltear?

«Pero qué pasa con la promesa que hice con ella. Le prometí no abandonarla nunca. Si la declaran hereje, ¿la rechazare solo por eso? ¿Tan importante es el juicio que otras personas hagan sobre mi vida y mis seres queridos?»

La respuesta era no. Louise no podía dejar que se la arrebataran. Aun si era la decisión equivocada, Louise estaba ligada a su familiar. Ella se habría rendido si no hubiese podido invocar nada, pero ella finalmente apareció. Así que en cierto modo Louise le debía la vida a Shalltear. Ya que, si ella no estuviera aquí, Louise no tendría un motivo para seguir viviendo. El hecho de que su familiar sea buena, mala o peligrosa por ahora no importaba. Louise sabía que era egoísta pensar de esa manera, pero después de años de estar sola y considerarse un fracaso, no quería deshacerse de la única prueba en este mundo que la legitimaba como una verdadera maga.

El bien y el mal son conceptos demasiado abstractos para que Louise los comprendiera aún. A Pesar de que Louise trataba de seguir las reglas de acero que su madre le enseñó, no había manera en que Louise las siga al pie de la letra esta vez. No quería ser la culpable de alejar a su familiar. No podía cumplir la ley si eso la afectaba, era así de simple. De alguna manera, todo esto hizo que Louise viera el mundo con ojos diferentes. Todas las sombras y luces que juzgaban ahora eran más grises de lo que recordaba.

 Además, y por sobre todo, Louise quería evitar que su madre se enterara, ya que si por alguna razón lo hacía, un enfrentamiento era inminente. Louise no sabría que hacer si eso sucediera. El fin del mundo no era imposible. Un enfrentamiento entre dos de sus seres cercanos era demasiado aterrador solo de pensarlo.

Louise aún no tenía claro cómo se sentía por su familiar. Era felicidad por tenerla al fin. Era orgullo por su belleza y poder. Era esperanza de que ambas se vuelvan buenas amigas y era temor. Miedo de que Shalltear fuese un ser oscuro que traería mal a este mundo. Por ahora todos estos sentimientos se mezclaban y estaban equilibrados, pero Louise sabía que tenía que tener cuidado. Ella era débil y aunque Shalltear parecía estar de acuerdo en ser su familiar, nada de lo que Louise pudiera hacer, haría que Shalltear no haga su voluntad. Solo palabras, palabras y promesas que podían o no cumplirse.

Louise siguió navegando por las innumerables batallas en sus sueños. Eran luchas de magia y espadas. Eran hechizos impensablemente poderosos. Hechizos que podían detener el tiempo o moldear el espacio. Era grandioso. A pesar de que eran seres tenebrosos en formas demasiado extrañas para su comprensión, Louise sintió bondad y amabilidad en ellos. No tenía miedo de estos seres que solo podrían aparecer en pesadillas. Solo sintió simpatía. Louise sintió respeto por ellos, y por su dominio sobre la magia.

La magia por supuesto significaba todo para Louise. Toda su vida había luchado por controlar la magia que ella sabía que tenía en su interior. Ser la hija de una heroína y la maga más poderosa del país no ayudaba, ya que su fracaso como hechicera solo la frustraba mas.

Pero la magia era lo que hacía a una persona especial. Era lo que diferenciaba a los nobles de los plebeyos. Así que si ella no podía usar su magia, ¿Qué sentido había tenido su vida?

Además, la magia no solo era poder. La magia era divertida, era inconmensurable, era la puerta a un mundo nuevo, una nueva perspectiva, una nueva verdad.

Ser una maga siempre fue el sueño de Louise. y ahora más que nunca a pesar de que seguía sin poder realizar los hechizos más básicos, que incluso un niño podía realizar. Pero ahora presentía que de verdad tenía una posibilidad de cumplir su meta.

Al final el mundo en su sueño se desvanecía con 41 seres extraños reunidos juntos bajo una sola bandera. Ellos se enfrentaron a ejércitos de cientos y cientos de guerreros que anhelaban los tesoros que guardaban estos.

Louise nunca fue una buena luchadora. Ella sabía lo básico sobre estrategia y defensa personal, pero nunca se consideraría una guerrera. Nunca encontró el punto en hacerle daño a alguien más. La magia para ella después de todo era una bendición que debía usarse para el bien y el beneficio de los demás.

Sin embargo, ver a estos seres usar sus poderes para defender sus tierras y a sus compañeros, dejó una marca en Louise. Porque le mostró que la magia podía hacer más, con ella podía defender a sus seres queridos. Louise descubrió que no estaba mal buscar el poder. Lo importante era lo que hacías con él una vez lo obtengas.

Ella en ese momento pensó:

«quizás mis explosiones no son tan malas. ¿quizás tengan un significado?»

Ella aun no podía responder esa pregunta. Quizás nadie podía. Pero era interesante descubrir la verdad. Tendría que vivir para saberlo.

Sintiendo que las fuerzas regresaban a su cuerpo, Louise finalmente abrió los ojos y lo que encontró casi la deja noqueada de nuevo.

«Estoy en otra parte, esta no es mi habitación». Fue lo primero que se le vino a la mente.

Su recámara obviamente no estaba pintada de rojo ni amueblada con una costosa y rarísima alfombra de terciopelo color carmesí, ni tenia esos muebles barrocos de Albión, ni ese estante de madera de Isra, ni ese candelabro ni ……

Aunque había un montón de cosas nuevas que no reconocía, Louise percibió las dimensiones de su cuarto, así como la entrada de luz que era inconfundible para ella. Esta era su habitación, ¿……solo que con cosas nuevas?

Incluso estaba limpia. Si bien era verdad que ella había cancelado el servicio de aseo debido a que necesitaba usar ese dinero para otros fines, ella misma trataba de limpiar el polvo cada vez que se acumulaba, pero aun así tener su habitación nuevamente reluciente era algo inesperadamente bueno.

Sus ojos viajaron por toda la habitación en busca de respuestas, hasta que encontró a la presunta culpable.

Era su familiar, Shalltear, tejiendo algo con lana y sentada enfrente de la chimenea. Estaba tarareando algo y ocasionalmente la escuchaba mencionar su nombre. Como en un juego de palabras.

~ Rosa, Rosa, Louise-sama es mi Rosaa ~.

Louise solo podía verla de perfil, pero ella estaba segura de que se veía feliz. Su familiar estaba feliz. «¿Eso no es malo verdad?, No, no podía serlo». Es verdad que era un poco sospechoso la forma en como había arreglado la habitación en sí, pero no había nada raro. Era bello incluso. Conmovedor al punto en que lagrimas empezaron a salir de sus ojos.

Sintiendo el cambio de atmósfera, Shalltear detuvo su tejido y alzó su vista para ver a su querida ama con ojos llorosos.

Shalltear se preocupó por eso y de inmediato saltó para ponerse a su lado y calmarla.

Louise acepto este gesto de buena gana y se dejó consolar hasta que sintió que era prudente hablar.

«Es increíble tener a alguien que se preocupara tanto por ti» pensó Louise mientras lentamente se separaba de Shalltear para tener una mejor vista de ella. Aún tenía muchas cosas que decirle a su familiar y estar tan pegadas no era la mejor manera de comenzar.

—Shalltear, estoy bien, no tienes que preocuparte.

—Louise-sama ¿está segura? Si aún sigue cansada puedo hacer que se duerma de nuevo para que recupere todas sus fuerzas.

Louise sonrió, con una mueca de vergüenza. Ella después de todo había recuperado todo su mana, pero para su familiar quizás era tan poco que aun pensaba que estaba debilitada.

En ese punto la duda invadió a Louise.

«Qué pasaría si su familiar se entera de que ella era una debilucha? ¿La rechazaría y se negaría a seguir a su lado?»

Louise no pudo evitar sentirse insegura.

Shalltear noto esto y solo pudo sentir la angustia que sentía su ama a través del enlace que ambas tenían.

Shalltear quería hacer algo para aliviar su melancolía, pero ella nunca fue buena con las palabras. Las únicas frases que conocía eran unas que había memorizado de su tiempo cuando Peroroncino-sama la hacía recitar guiones enteros de lo que él llamaba eroges.

Pero no eran frases para consolar. Eran para divertirse así que estaban fuera de lugar.

La tristeza solo produjo más tristeza y la cómoda habitación que había sido hace un par de segundos ahora era una fría tundra.

Justo cuando la situación no podía empeorar, el sonido de la puerta se hizo notar en la ahora asfixiante habitación. Era un alivio y a la vez un fastidio ya que ninguna de las dos estaba de ánimos para hablar con alguien más. Pero la alternativa también era mala ya que ninguna de las dos sabía qué decirse entre sí. Ambas estaban entre un acantilado y no sabían cómo acercarse a la otra.

—¿Quién es?

Finalmente respondió Louise que prefirió dejar el asunto para un futuro donde la inseguridad no le quitara la voluntad de arriesgarse a comprobar su relación con su familiar.

Shalltear por su parte, no entendió porque su maestra se sentía tan mal y a pesar de que no pudo hacer nada para averiguarlo, sabía que su deber como defensora, era ahora su prioridad en este momento.

—Lo siento, señorita Valliere, soy el profesor Colbert. Vi la luz de la habitación y supuse que se encontraba despierta.  Hay asuntos que se deben discutir.

Louise de inmediato regresó a la realidad. Su cruel y problemática realidad.

«Es verdad. Hubo heridos»

Louise cerró los ojos. Había pasado tanto en tan poco tiempo que todo seguía pareciendo irreal.

La convocatoria, Shalltear, el incidente, la promesa, los sueños, su inseguridad y ahora esto. Las consecuencias.

Era algo que tendría que afrontar tarde o temprano. Preferiría no hacerlo ahora, pero al parecer esa no era una opción para Louise.

Tomando la mano de Shalltear que se veía hostil hacia este nuevo invitado, Louise trato de decirle que tenían que dejarlo pasar.

Shalltear entendió a regañadientes ya que, para ella, ningún ser humano era digno de estar junto a su ama, pero comprendió que su maestra estaba afiliada a este castillo y a sus estúpidas leyes. Por lo que tendrían que seguirles el juego hasta donde fuera razonablemente posible.

— Esta bien profesor. Puede entrar.

La puerta no se abrió sin embargo.

—Eh, señorita Valliere. ¿Podría bajar las defensas de la puerta? No puedo pasar si siguen activas.

Louise solo pudo mirar con desconcierto a Shalltear que se sentía orgullosa porque el humano no había podido atravesar sus defensas.

Esto le demostraba que los humanos eran claramente inferiores y al menos en cuestión de seguridad no había que preocuparse tanto. Para Shalltear fue un alivio.

—Por favor Shalltear. Podrías dejarlo pasar….. por favor.

Louise solo pudo tratar de llegar al lado bueno de Shalltear y hacer que se comportara, así sea mínimamente.

—Si Louise-sama. Por supuesto. Con gusto cumpliré su orden.

Shalltear sonrió con inocencia.

—No es una orden, bueno si…, pero no. Ya sabes, Ah. Solo déjalo pasar por favor.

Shalltear claramente confundida solo pudo asentir y con un gesto de su mano, las luces que rodeaban la puerta desaparecieron dejando pasar al hombre detrás de ella.

El profesor Colbert entró nervioso al cuarto, como si temiese dar el siguiente paso a la espera de pisar una mina.

Se tomó su tiempo, pero finalmente llego enfrente de su cama donde ella estaba postrada. Su familiar estaba en una silla junto a ella, mirando fijamente al intruso y dándole a entender que claramente no era bienvenido.

—bien señorita. Me alegra que esté despierta. Hay asuntos urgentes que debemos discutir.

—¿me van a expulsar?

Esa fue la mayor preocupación de Louise. Podía vivir con cualquier otro castigo, pero la expulsión significaba que su vida sería severamente comprometida.

Louise sabía internamente que no había caso en seguir yendo a clases ya que además de no poder practicar magia, muy posiblemente sus compañeros no quieran ver a su familiar. Pero aun así, Louise solo quería el estatus de ser una estudiante de la academia. Una razón para que su madre no la obligue a regresar a casa y cumplir con sus compromisos.

—No lo sé, Señorita Valliere. Puedo admitir que está en graves problemas, pero no estoy aquí para informarle de su expulsión. Aún tiene esperanza señorita.

Louise no pudo evitar dar un suspiro de alivio, así que asintió con su cabeza y dejó que el profesor Colbert siguiera con sus palabras.

—muy bien. Si no tiene más preguntas, le pediré que se prepare señorita. Tiene una cita con el director de la academia. Debemos aclarar el estado de su familiar, los compromisos que debe aceptar si aceptamos que no es una amenaza y por supuesto decidir el castigo por herir a sus compañeros.

Louise solo pudo tragar ante la palabra castigo. Sabía que habría consecuencias desde el momento en que vio la primera gota de sangre y ella estaba dispuesta a aceptar cualquier castigo. Los crímenes del familiar eran los crímenes del maestro después de todo. Pero el hecho de no tener dinero, ni control sobre su familiar y sobre todo su temor a que su madre se enterase, hizo que Louise se arrepintiera de haber despertado.

Louise muy nerviosamente, se arrastró fuera de la cama en señal de que entendía lo que tenía que hacer.

—muy bien señorita. La esperaré fuera de la habitación. por favor no se tarde.

y así las dos chicas volvieron a estar solas. Solo que esta vez Louise tenía tantos problemas acumulados que no pudo concentrarse en ninguno. De esta manera sus dudas referentes a su familiar quedaron en segundo o tercer plano.

—Louise-sama. si está cansada puede seguir acostada. yo puedo encargarme de cualquier asunto si lo desea. No tiene que obedecer nada de lo que dijo ese hombre calvo. Pero si la siguen molestando yo puedo encargarme de ellos.

Al menos Shalltear quería darle eso a su ama. La seguridad de que con ella tenía una opción y no necesitaba seguir las absurdas reglas que este castillo le estaba imponiendo.

—Gracias Shalltear, pero si debo ir. De hecho, ambas debemos.

—¿Louise-sama?

Louise se negó a indagar cuál era el significado de lo que dijo acerca de “encargarse si la seguían molestando”. Por ahora solo quería concentrarse en saber que muy pronto será juzgada por el director. Ellos decidirán cuál sería el destino de ella y su familiar. Aún no estaba claro si aceptaría una negativa en el caso de que declararan que su familiar era una amenaza.

Louise solo podía dar un paso a la vez. Sabía que el futuro no se veía muy amable con ella, pero si algo aprendió en todo este tiempo es a no rendirse tan fácilmente. Ella era la prueba de que incluso cuando las probabilidades eran casi cero, a veces ocurren milagros.

Louise no quería depender de milagros para vivir su vida, pero solo este día quería pensar que el mundo la estaba ayudando.

—Shalltear déjame preguntarte algo.

— Lo que quiera Louise-sama.

Louise finalmente se armó de valor. Tenía que aclarar esto con su familiar si quería defenderla ante el director. No podía ir ahí sin saber lo que su familiar haría después.

—Shalltear, tu ….de verdad deseas estar conmigo? porque …...porque no te obligare aunque me duela.

Louise lo dijo insegura y sin ganas, pero para su alivio la respuesta no tardó ni un segundo en ser dicha.

—Por supuesto que si Louise-sama. Para mí es un honor y un placer servirle.

Shalltear lo dijo tan sinceramente que Louise sintió enseguida el peso de sus palabras. Era una exageración, Louise sintió que no merecía tanto.

— Shalltear. Si es así, te pido entonces que me ayudes. El director va a preguntar si eres una amenaza para la academia y no puedo decir que no si tu no lo dices de verdad.

Louise parecía ansiosa, motivo por el que Shalltear no tardó en responder a su pedido.

—Louise-sama. Me disculpo por ser irrespetuosa, pero puedo preguntar ¿porque quiere seguir en este lugar? obviamente no es bueno para usted. Louise-sama se merece más. El mundo si lo desea.

Louise no pudo evitar sorprenderse y aunque extraordinaria al principio, esa declaración era muy peligrosa. Ella no podía caer en la tentación tan fácilmente.

— Shalltear por favor. Soy una estudiante. Mi deber es quedarme aquí y aprender. Aun si soy un fracaso en las clases, debo seguir adelante.

Sin embargo, Shalltear aún no se convencía de este hecho.

—Louise-sama. Es imposible que ellos comprendan su potencial y su poder. Le aseguro que en otra parte encontraremos súbditos que le enseñen cualquier cosa que usted desee.

—No es tan fácil Shalltear. Y no voy a tomar las cosas por la fuerza. Espero que comprendas eso.

Shalltear no pudo responder de inmediato. Para ella era ilógico que su maestra desee seguir aquí. ¿Pero estaba bien que ella se negara a sus deseos? No, no lo estaba. Porque por ilógico que fuese para ella, Louise-sama quería hacer esto, así que Shalltear haría lo que sea para complacerla.

—Louise-sama. No entiendo porque no quiere reclamar lo que es suyo por derecho. pero si desea estar aquí, no soy quien para negarle nada. Por favor tenga la seguridad de que haré lo que usted me pida.

Louise sintió alivio al escuchar esas palabras. Aunque ella sabía que no podía descuidarse. Ambas seguían estando en picos opuestos y no sería tan fácil reunirse juntas. Pero podía comenzar con esto.

— Me alegra oírlo Shalltear. Solo te pido que, si alguna vez sientes que harás algo violento, lo hables primero conmigo. Si queremos seguir aquí, tenemos que seguir sus reglas. ¿Lo entiendes Shalltear?

—Si Louise-sama.

Shalltear lo dijo algo deprimida. Para ella era algo muy difícil de aceptar que su ama quiera pasar por esta humillación. Pero su lealtad era primero.

No podía arriesgarse a perder a su maestra por una tontería. Shalltear comprendió que su maestra Louise-sama era una ser suprema diferente a los otros 41. Ella aún era joven. Necesitaba aprender sobre su poder y sus derechos. Así que Shalltear le enseñaría. Lo haría lenta y cuidadosamente. No quería que su ama se enfade con ella. Lo único que necesitaba por ahora era seguir a su lado. El resto era solo cuestión de tiempo.

—Bien, entonces. Debo vestirme. ¿Sabes de casualidad donde está mi ropa Shalltear?

Solo en ese momento Louise se dio cuenta de que alguien había cambiado sus ropas desgastadas por su piyama. Así que era obvio que alguien más la había desvestido y cambiado. ¿Shalltear quizás?

—Louise-sama. Después de examinar esas prendas tan mundanas, concluí que no eran dignas de un ser tan extraordinario como usted mi señora. Así que me tomé el atrevimiento de armar un nuevo set de vestidos que estoy segura le quedaran de maravilla, además de que la protegerán contra cualquier insensato que quiera tocarla. Espero sean de su agrado.

Y con un movimiento de su mano, el armario que normalmente contenía uniformes en su interior, ahora estaba repleto de vestidos extraños y costosos. Había toda clase de vestidos nuevos. Algunos eran muy reveladores, otros eran bastante modernos y otros eran parecidos al que Shalltear llevaba puesto.

—WoW Shalltear. Gracias, aunque me hubiera gustado que me preguntaras antes de tirar el resto de mis uniformes. ¿Estás segura de que esto es lo único que tengo para vestirme?

Louise no quería ser grosera con su regalo, pero aunque la ropa parecía costosa y extrañamente hecha a su medida, no se sentían muy cómodas ya que tenían demasiados adornos para su gusto. Aun así, prefirió preguntar antes de tener que vestirse de esa manera.

—Por supuesto Louise-sama. Su cuerpo solo merece lo mejor. y estas prendas de rango divino son lo mínimo que se merece. Además, están imbuidas con refuerzos de +10 en todos los tributos. Son muy raras si me permite presumir.

«Ella estaba cociendo cuando me desperté. Quizás algunos de los vestidos los hizo ella misma». Pensó Louise de inmediato conectando los puntos.

Louise no sabía de qué se trataban esas prendas divinas ni la funcionalidad del +10, pero por la orgullosa forma de presentarlas de Shalltear, lo mínimo que podía hacer Louise era ponérselos una vez.

—muy bien Shalltear. ¿Te molestaría si te pido que me ayudes a vestirme?

Louise estaba tanteando el terreno por así decirlo. No sabía si Shalltear se negaría a hacer algo tan básico como ayudarla a vestirse, pero siempre había la posibilidad de que se negara. Shalltear parecía muy orgullosa después de todo.

~ Por supuesto Louise-sama. Será un placer.

Shalltear sonrió tan deslumbrantemente que Louise no pudo evitar sentir que quizás había cometido un error al preguntar.

—Por aquí Louise-sama. Le aseguro que le va a encantar.

Louise solo pudo resignarse a ceder dónde podía ceder. Las relaciones siempre son un equilibrio entre deberes y concesiones. Esta vez era su turno de dejar que su familiar haga lo que quisiera.

A regañadientes Louise se desvistió quedando medio desnuda y justo cuando Shalltear comenzó vestirla como si fuese natural, Louise no pudo notar algo extraño.

—Shalltear,.......¿porque las bragas están calientes?

—¿He?,.....no se de que habla Louise-sama. Debe ser la chimenea. Afuera está haciendo mucho frío después de todo.

—Mmmm, supongo. Dijo Louise sin estar del todo convencida.

Louise pensó en ese momento, que quizás no volvería a pedirle a Shalltear que la vista de nuevo.



Comentarios

  1. Eeperaba esto con ansias gracias por tu arduo trabajo c:

    ResponderEliminar
  2. visitando la pagina y ya encontrando el capitulo 5
    de esta buena obra

    ResponderEliminar
  3. Gracias, cada vez más interesante tu obra

    ResponderEliminar
  4. uh bragas calientes... las estuvo oliendo o se las puso?

    ResponderEliminar
  5. hmmm.... demasiado interesante :3
    y demasiado corto :c
    Bryan-Sempai!!! Te mamaste! xD
    se me ocurren innumerables opciones de lo que puede pasar :O
    y si tal vez....solo tal vez...
    el vinculo que tiene con Shalltear le esta dando a Louise algunos recuerdos de nazarick y las cosas que nuestra vampira tiene...
    pero al mismo tiempo no parece ser el caso... ninguno de los guardianes, ni sirvientas conoce el interior de la habitacion de los seres supremos... la sala de reuniones, donde usualmente aparecian cuando se conectaban los 41.... asi que debe ser otra cosa...
    sera que.... ya no aprendera magia del vacio??
    (creo que esa era la especialidad mágica de Louise)[Yo solo me vi la 1era temp del anime, no se de lo demas]
    sino que se desmadrara a todos al aprender magia en base a esos sueños, magia que se supone es de Yggdrasil, basandose en los sueños como guia y confirmando con explicaciones de Shalltear el origen y entendimiento de ese tipo de magia.... siendo alli donde realmente divergirá la historia.
    quizás estoy divagando demasiado.
    por cierto ¿que paso con siesta? :3
    PD: se me hace que las bragas las tenia puestas shalltear y como es ella de perversa las mojo... y luego se las quito y ¿¿eso fue lo que le coloco a Louise??
    o.o
    mejor me callo lo demas...mucho trauma xD

    PD2: muy buena historia. (y) aproved (creo que asi era en ingles O.o)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajja podria haber pasado lo de shaltear ya que es pervertida :P
      correccion es approved te falto un p :P.... las ideas que has dado
      estan muy interesantes haber si el escritor lo toma en cuenta..

      Eliminar
    2. yo tambien soy escritora por eso quizas ps... se me ocurrieron varias cosas xD
      eso es solo mi punto de vista, no eh dicho nada mas... es solo una idea que se me vino despues que lo lei.... si acierto eso sera cosa de bryan-sempai

      Eliminar
    3. claro que me acuerdo que eres la escritora que esta haciendo una novela, lei tu comentario
      en overlord.. me gustaria leer algun pequeño adelanto de tu novela pero creo va ser imposible
      hasta que no lo publiques... espero que atines o tome en cuenta tus ideas...

      Eliminar
    4. Que tal Rosa. Siempre me alegra leer tus comentarios. Con referencia a la magia de Louise dejare que sea una sopresa. Aunque lo que si puedo adelantarles es que no me gustan los personajes OP, asi que las cosas para ella no serán tan fáciles independientemente de lo que pase.
      Con respecto Siesta, ella esta cumpliendo una mision que Shalltear le ordeno. No aparecerá en un par de capitulos, pero puede que cuando aparezca le dedique uno entero a ella.
      Gracias a todos por leer. Con tantos comentarios no tengo mas alternativa que seguir escribiendo xD

      Eliminar
    5. esta primera parte es para Juan Perez.... PD1: se me olvido colocarlo en el comentario anterior... gracias por la correcion del approved xD (soy terrible pal ingles)

      ahora para el grande de la pagina, caballero y sr Admin Bryan-sempai (no te voy a dejar de llamar de esa manera, vete aconstumbrando xD)
      para mi tambien es gratificante saber que mis comentarios son por decirlo de alguna manera "llamativos" :s
      la magia que manejara Louise (todavia no lo se escribir bien a la primera e.e) me causa curiosidad, pero vamos a ver que "sorpresa" nos traes, concuerdo contigo con lo de los personajes OP... precisamente por eso es que acepte editar el trabajo de mi familiar....(teniendo en cuenta que mi propia historia original abusa de lo OP en muchas ocaciones.... pero eso es otra historia xD)
      cuanto mas duro... mejor!
      (oie que no tengan pensamientos sarcasticos al respecto de esa palabra de arribita....por si acaso)[esto no es directamente con el admin, es con el publico en general xD]
      siesta esta en una mision :o ya veo.... gracias por desvelar el paradero que todavia sigue incierto de siesta (notese que en realidad no dije nada, todo fue ironico o.o), era uno de los pocos personajes que me gusto de la serie de anime, junto a la maga azul... esa del dragon, la callada... esa mera >.<
      hay esperanzas de que pasen muchas cosas para ella... ahora en cuanto a que pasa??... eso lo dejaremos al futuro cuando nos lo cuentes con el capitulo.
      (no afirmaste, pero tampoco negaste mis teorias sobre siesta en mi comentario del cap 4 asi que...bien[eso me da esperanzas xD])
      PD2: ahora que caigo.... "que tal rosa".... se me habia olvidado responder eso......

      Todo bien... aqui comentando algo sincero y lleno hasta la ultima letra de todo lo que paso por mi cabeza cuando lo escribi (en serio) se debe notar >.<
      cuidate mucho, si no te cuidas, despues los que quedamos con un poderoso síndrome de abstinencia somos nosotros los que leemos :p
      te deseo buenas ideas (para que salgan caps mas rapidos :D) y mucha resistencia (seguro te estas esforzando demasiado por nosotros...)

      Eliminar
    6. woow, madre testamento salio o.o

      Eliminar
    7. Rosa también eres escritora eso es genial... a modo de curiosidad tienes algún escrito publicado para poder deleitarme con alguno de tus escritos....

      por otro lado esas ideas que se te ocurrieron suenan algo curiosos, pues ya se vera que es lo que va suceder mas adelante.... solo a esperar que ideas se le ocurrirá al
      autor... y que no nos tenga en abstinencia de este buena obra...

      Eliminar
    8. de tener escritos tengo....pero ninguno publicado, si bien me gustaria hacerlo en el futuro proximo, prefiero lanzarlos cuando esten completos, para evitar sindromes de abstinencias.
      veamos....
      6 tomos de mi historia original...
      y 8 del trabajo en conjunto con mi familiar
      teniendo en cuenta que los tomos mios tienen al rededor de 150 pag en promedio y los del trabajo con mi familiar no superan las 40.

      Eliminar
    9. Estaré deseoso de poder leer algunos de esos escritos tuyos, para ver que tan buenos son... y si es de mi gusto puesto que seré uno mas de tantos lectores y críticos... sean malos o buenos la critica ya dependerá que tan bueno es.....

      Al final de esto solo me queda decirte que espero que pronto puedas publicar alguna de esas dos novelas... ya sea el tuyo o el de tu familiar... hasta pronto...
      y espero leer tus publicaciones.

      Eliminar
  6. Muchas gracias por el nuevo capitulo hermano, espero sigas trabajando asi de bien

    ResponderEliminar
  7. Genial esperare con ansias el siguiente capitulo thx

    ResponderEliminar
  8. Shalltear quería animarla con las frases que le enseñó Peroronccino? Creo que las perversiónes no tardarán en llegar.

    Me pregunto que pasaría si Louise, al tratarse de chicas, le dice a Shalltear que duerman juntas en la misma cana ya que no hay otra para ella.

    Por cierto, Siesta aun es humana, y cuando aparecera Saito?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. saito aparecera si solo al autor se le apetece hacerlo y si esta
      marcado dentro de la historia que esta escribiendo... quizas no esta
      dentro de sus planes hacer aparecer a saito...

      Eliminar
    2. ojo es mi punto de vista: saito no es necesario que aparezca a mi opinión, eso ya solo le compete al autor
      si aparece o no.

      Eliminar
  9. shalltear haciendo de las suyas... SEEEEE mas droga!!!
    espero que los sueños vayan cambiando a Louise y las tentaciones de la dominación mundial de shalltear las reconsidere en un futuro XD

    ResponderEliminar
  10. Me encantó! Desde que empezaste a reescribir esta novela la espero ansioso cada día, gracias por tu trabajo, me encantó los capítulos, espero sigas sacando capítulos siempre que puedas :D

    ResponderEliminar
  11. me encanto sinceramente muy bueno espero que ya pronto se publique el capitulo
    me devore los 5 capítulos y aun sigo con querer leer mas... muy buen fanfic y esta genial

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

DanMachi Volumen 11 en Español

Sinopsis Después de salvar a la joven dragona Wiene, el nombre de Bell se ha convertido en sinónimo de "codicioso", "despreciable" y "traidor". Él y su familia han perdido completamente la confianza y el respeto de todos los que viven en Orario. No hay tiempo para que sienta pena cuando sus nuevos amigos monstruos, los Xenos, necesitan su ayuda para volver a casa. Pero ahora que el mayor obstáculo en su camino es la Familia Loki, ¿tiene Bell lo que hace falta para levantar el puño contra su amado ídolo, la Princesa de la Espada Aiz Wallenstein?

Overlord, Volumen 13, Capitulo 4, Parte 1

El asedio Parte 1

Faltaba mucho para el final del invierno, por lo que el aire era muy frío. Sin embargo, eso no fue una dificultad para él, gracias a la piel que cubría su cuerpo. Su torso estaba envuelto en una brillante piel negra, y otra capa de ropa encima de ella que hacia un excelente aislante. No temblaría de frío, aunque llevara una armadura completa de metal.

Sin embargo, ahora estaba temblando por una razón diferente.

Esa razón era la ira.

Zero no Shalltear, Capitulo 8

Capítulo 8
Louise se sentía optimista en ese momento. Había solucionado lo que ella suponía era su inminente expulsión de la academia, había convocado a su familiar que no solo era bella y poderosa sino que incluso parecía quererla por alguna razón que ella misma desconocía y por sobre todo, ahora se encontraba en su cuarto comiendo elegantemente pastel de fresa, su favorito, en cantidades que ella misma nunca había pensado en comer antes.